Por qué pican las ortigas? www.nettleempire.com

Si eres de esas personas que aman la vida al aire libre y el contacto con la naturaleza, seguramente habrás tropezado con una ortiga. Uno siente un terrible dolor o picazón al tocar sus hojas.

La ortiga pica como un mecanismo de defensa frente a los posibles depredadores. Sin embargo, con algunos cuidados es posible manipularla, sin que por ello veamos las estrellas.

La ortiga, planta que pica, pero no muerde

Aunque existen muchas especies de ortigas, hoy hablaré de la Urtica  Dioica, su nombre latín. La madre naturaleza decidió vestir a la ortiga de unos pelillos largos y delgados, que cubren la mayoría del  tallo y la parte inferior de las hojas. Estas vellosidades se denominan tricomas y contienen ácido fórmico, histamina y otros productos químicos, que producen la picazón al contacto con la piel. Dentro de estos pelillos, también se encuentra la serotonina, más conocida como la “hormona feliz”, que al ingresar en nuestro organismo, combinada con los otros químicos, funciona como irritante.

La ortiga causa escozor como defensa natural

Los tricomas han sido perfeccionados por la selección natural en una defensa muy eficaz. Son células alargadas que se encuentran en la cima de un pedestal multicelular. Son extremadamente frágiles y cualquier contacto con ellos, produce su rotura y es ahí cuando funcionan como  mini agujas hipodérmicas. Pueden penetrar en la piel de cualquier persona o animal, e inyectan un fluido irritante en los tejidos.

La ortiga, casi, casi un arma química

Aunque todavía se están investigando las causas de por qué se prolonga durante tanto tiempo la picazón producida por la ortiga, lo que los expertos herboristas aseguran es que el líquido con el cual se defiende la ortiga es muy interesante. Los análisis químicos efectuados hasta el momento revelaron que este líquido en una mezcla compleja de histaminas, acetilcolina, serotonina e incluso ácido fórmico, el mismo líquido con el que pican las hormigas. Los misterios de esta  “arma química” no concluyen aquí. Según parece la “guerra de los sexos” también se desarrollo en el plano de la naturaleza, ya que las plantas femeninas de ortigas producen más pelos urticantes que las plantas masculinas. Para muchos botánicos esto se debe a que las plantas femeninas deben invertir más recursos en la producción de semillas que las plantas masculinas, por lo tanto también deben contar con mayores defensas, para proteger sus valiosos recursos reproductivos.

¿Qué precauciones tomar para manipular la ortiga sin ser “picado”?

Si llegaste hasta aquí, es que eres un apasionado de las ventajas innumerables de la ortiga y otras plantas silvestres, y no eres de los que se asustan ante una primera mala experiencia.

Es absolutamente posible cultivar y cosechar ortigas sin riesgo de ser “picado”.

Simplemente utiliza guantes de jardinería y cosecha las partes más jóvenes de la planta de ortiga, preferentemente durante la primavera.

¡Forma parte del imperio de las ortigas, cosecha tus propias plantas y obtén vitaminas y nutrientes naturales sin temor!

Hasta la próxima!!!

Facebookpinterest

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a nuestro Boletín Ortiga & Rami

“Nettle Empire, no está satisfecho con la sabiduría convencional. Es explorador apasionado. Busca incansablemente para descubrir lo mejor que la naturaleza tiene para ofrecer.”

Follow Us

Facebookpinterestinstagram