Archivos

Nettle Empire. La importancia de reeducar a los niños en la alimentación

Los niños y la alimentación

Las estadísticas muchas veces sirven para reflejar la realidad de una situación en un país o lugar determinado.

Durante este año, se dio a conocer un informe desarrollado por la Organización de la Salud, que confirma que la obesidad infantil en los países mediterráneos alcanza un 21% en el caso de los niños y un 19 % en el caso de las niñas.

Las cifras son alarmantes, pero son cifras nada más. Detrás de esas cifras hay niños y niñas, pequeños seres que dependen de la mirada responsable de los adultos, sus padres.

Detrás de las cifras, existe la responsabilidad.

Responsabilidad de los padres y de la industria alimentaria.

Por eso, hoy en Nettle Empire te invitamos a reflexionar para entender cómo llegamos a que España sea uno de los países mediterráneos con mayor índice de obesidad infantil.

Por qué España es uno de los países con mayor índice de obesidad infantil

El estudio de la Organización Mundial de la Salud, no se queda sólo en las cifras, sino que va más allá para poder determinar por qué tantos niños no poseen con un peso saludable.

Y todo tiene que ver con la alimentación. En realidad, casi todo, porque la actividad física también es importante, pero hablaremos en un momento de ello.

La OMS detectó muy bajos niveles de ingesta de frutas, verduras y pescado, ¿te lo puedes creer? ¿En un país donde la dieta mediterránea se da como descontado?

Es paradójico, pero real: los niños de los países mediterráneos consumen muy poco los alimentos típicos de la dieta mediterránea.

Pero lo que es aún peor: consumen muchos dulces, alimentos procesados y bebidas azucaradas. Y mucha pero mucha comida basura.

En España, solo un 30% de los niños comen aunque sea una fruta al día, cuando los nutricionistas recomiendan como mínimo medio kilo de vegetales al día.

Y aquí es donde los padres deben entrar en acción, volver al tiempo en la cocina, preparar platos atractivos y coloridos que incluyan verduras y vegetales.

Son tiempos difíciles, con padres corriendo para aquí y para allá, con trabajos cada día más estresantes, que además, consumen cada vez más tiempo.

Pero es importante, bajar la pelota, levantar la vista y observar hacia donde queremos lanzarla para poder apuntar.

Porque los niños dependen de los adultos y su salud también.

La obesidad infantil no es solo una cuestión estética o de peso. La obesidad infantil encierra riesgos para la salud de los pequeños como diabetes, las enfermedades cardiovasculares, artrosis, e incluso, ciertos tipos de cáncer, como el de colon, que se manifiestan en la adultez.

Cómo luchar contra la obesidad infantil

 La respuesta parecería ser sencilla: cambiar los hábitos alimenticios.

Y aunque no es una tarea sencilla, tampoco es imposible.

Dedicarles un poco más de tiempo a nuestros hijos es fundamental.

Tiempo en la cocina. Tiempo para realizar actividades al aire libre con ellos.

Incorporar pescado, frutas y verduras en sus comidas cotidianas es solo el comienzo.

Se trata de reeducar el paladar. Sabemos que puede ser más sencillo cocinar una hamburguesa procesada.

Pero, ¿y si los sorprendemos con unas hamburguesas de quinoa?

Lo más probable es que ni siquiera noten la diferencia de sabor, pero lo que es más importante, estarás marcando la diferencia en la reeducación de su paladar y en su salud.

No existe niño que se resista a una buena tortilla, ¿por qué no pruebas con nuestra receta de tortilla francesa proteica de ortigas?

En nuestro blog puedes encontrar infinidad de ideas para sorprender a tus pequeños.

También es importante la actividad física. Los encuentros sociales generalmente siempre giran en torno a la comida: nos reunimos para cenar, y para ir de tapas. Pero podemos realizar otro tipo de propuestas que giren en torno a actividades físicas, como a ir a un parque, descubrir nuevos senderos alrededor de nuestras casas o realizar un campeonato de patines.

Los niños aprenden imitando, entonces debemos ser los padres los primeros en ponernos las zapatillas para poner en marcha nuestro cuerpo.

El desafío está planteado.

¿Formarás parte del equipo de padres que se preocupan por lo que los niños ingieren todos los días?

Si es así, cuéntanos cómo haces para alimentar a tus pequeños saludablemente.

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Inscríbete a nuestro e-Magazine de noticias y promociones








error

¿Te ha gustado?¡ Compártelo!

Follow by Email
Facebook
Facebook
Pinterest
Instagram